Cooperación y colaboración en el transporte de mercancías almentarias

Cooperación y colaboración en el transporte de mercancías almentarias

Siempre hemos defendido que las empresas han necesitado cooperar entre sí para que todas ellas hayan tenido posibilidades de ver mejorados sus márgenes y potenciados sus beneficios. No cabe la menor duda de que es a través de este modo como mejor se puede trabajar y como más opciones se tiene de alargar la esperanza de vida de nuestra empresa. La colaboración, por cierto, no solo se debe centrar en otras empresas, sino también con agentes sociales o administraciones públicas, de las que no nos podemos olvidar ni por asomo.

En un momento como el que venimos atravesando desde marzo del año pasado, momento de la expansión del coronavirus en España y de una crisis económica que prácticamente no tiene precedentes en nuestro país, la cooperación y colaboración de las empresas con otras empresas y con agentes sociales o administraciones públicas ha sido imprescindible por muchos motivos. El primero de ellos ha sido, como es evidente, el de facilitar la actividad habitual de cada una de esas entidades para hacer posible que, a pesar de la pandemia, sus trabajadores y trabajadoras no se quedaran sin trabajo. Por desgracia, la situación no ha sido así en todas las empresas españolas.

Una de las actividades que más se ha volcado en esa cooperación con empresas de todo tipo ha sido la que tiene que ver con el transporte de mercancías. Durante la primera ola de la pandemia, la que coincidió con el confinamiento domiciliario, las empresas de transporte se lanzaron en masa a mover mercancías relacionadas con la alimentación, los medicamentos o el material sanitario necesario para batir al virus. Y, fruto de ese trabajo, no solo se salvaron vidas humanas y se previnieron contagios, sino que también se garantizó el futuro de muchas entidades de todo tipo (fabricantes, supermercados…).

El transporte de mercancías es uno de los sectores que más ha tendido la mano en los momentos más complicados de la pandemia. Muchas empresas del sector pusieron a disposición de las autoridades sanitarias y empresas de alimentación sus camiones y demás medios de transporte para que ninguno de esos servicios se quedara desabastecido en un momento de tan absoluto caos. Los profesionales de All ScandCargo nos han comentado que la mayoría de sus medios de transporte fueron usados precisamente para garantizar el abastecimiento de un sinfín de superficies comerciales dedicadas a la alimentación.

Con todo y con eso, es verdad que el transporte de mercancías vio minimizados sus números a raíz de la llegada de la pandemia, tal y como les sucedió a distintos sectores. Sí que es cierto que, tal y como apunta una noticia publicada en la página web Autónomos en Ruta, el transporte nacional había recuperado, en mayo de este 2021, el ritmo anterior a la pandemia, una buena noticia que, desde luego, nosotros y la sociedad española en su conjunto celebramos. Lo cierto es que, después del trabajo incansable de muchos profesionales del sector durante los peores momentos de la pandemia, es un premio más que merecido.

Una noticia que, por otro lado, fue publicada en la web Transporte Profesional recogía las declaraciones de algunos de los profesionales del sector que no están del todo seguros de que los efectos de la pandemia vayan a llegar solo hasta aquí. Lo cierto es que, a pesar de lo que comenta este tipo de profesionales, los datos son los datos y estos nos indican que sí que es verdad que hemos recuperado la actividad que existía antes de que el coronavirus nos alcanzara por completo hace ya nada más y nada menos que un año y medio.

Un sector clave en la cooperación

Hablábamos al principio de este artículo de la importancia que tiene la cooperación entre empresas y otras entidades de índole social para conseguir que todos saliéramos de la situación en la que se encuentra nuestra sociedad a raíz de la llegada del coronavirus. La verdad es que no existe una actividad mejor a través de la cual realizar esta cooperación que la del transporte de mercancías, que conecta a fabricantes y mayoristas, a mayoristas y minoristas e incluso a minoristas con el cliente final. Con esas conexiones, el transporte de mercancías cumple su función como medio para vehicular a cuantas más entidades mejor.

Estamos seguros de que mucha gente no valora lo suficiente una actividad como de la que hemos venido hablando. Pero eso no quiere decir que no sea importante, porque la importancia del transporte de mercancías está de sobra comprobada por economistas del más alto nivel. Y no es solo una importancia que esté comprobada en España, sino en otros muchos lugares de la geografía mundial. Sin transporte de mercancías, la economía sería un elemento mucho más rudimentario por mucho que viviéramos rodeados de nuevas tecnologías. Y eso haría de nuestra sociedad algo mucho peor.

Deja una respuesta