Secretos para lucir bien el vestido de novia

Secretos para lucir bien el vestido de novia

Todos estaremos de acuerdo en que para una novia el objetivo es estar totalmente perfecta en un día tan especial como el de su boda. No siempre es sencillo, pero tampoco estamos hablando de algo que sea imposible como nos aseguran desde lapepaalicante.com/es, quienes cuentan en su catálogo con los mejores diseños de vestidos de novia de Vicky Martín Berrocal.

Conociendo más…

Debes de saber que existen una serie de trucos que pueden ser de gran ayuda si te quieres ver atractiva y así disimular todo aquello que no termine de convencerte de tu físico o del look que hayas elegido.

Las fajas reductoras y los cancanes

Las mujeres hablan, generalmente, de lo que les encanta marcar cintura para que queda como si fuera la de una avispa. El resultado es de lo más femenino y sensual. Hablamos de una lencería moldeadora que además es de gran ayuda cuando se quiere levantar el busto y que se reduzca también el volumen de las piernas si se elige la faja con pernera.

Sujetadores

Los escotes son muy buscados y gusta mucho el lucirlos. Hay novias que gustan de un look atrevido y de lo más sugerente, por lo que es interesante dar el mayor realce a la parte de mayor femineidad del cuerpo.

De las soluciones más adecuadas es adquirir copas sin tirantes en tela o en silicona, que se encargarán de dar forma al pecho, evitando que se pueda caer y permitiendo el dejar la espalda al descubierto en el caso de que el vestido en cuestión tenga escote en la parte de atrás. Hay otras alternativas como los sujetadores tipo banda, carentes de tirantes o de tela, que pueden ser una opción interesante dependiendo del vestido que lleves.

Lencería sin costuras ni colores

Sobre todo si llevas un vestido muy ceñido al cuerpo, será necesario que escojas este tipo de lencería para evitar que se marque o transparente. No la escojas tampoco con lentejuelas o adornos, para evitar que se enganche con tu vestido, escógela lisa y sencilla y procurando que no te apriete.

Si vamos a los colores, el que más se suele recomendar para la ropa interior suele ser el beige o nude, esto no debes olvidarlo.

Unos centímetros de más

Seguro que también vas a querer encontrarte de lo más estilizada y así parecer unos centímetros más alta. Para ello, lo mejor es elegir unos zapatos con los que puedas pasar el día y que sean bien altos. Las plataformas son algo más sencillas de dominar y van a lucir ideales con el vestido que elijas.

Con la gran oferta que hay en el mercado, es interesante conocer la clase de vestido de novia que quieres llevar. Vamos a ver algunos elementos importantes:

El largo

Suelen ser los más elegantes, por lo que si quieres representar elegancia, este tipo de diseño hasta los pies es el ideal.

La tela

La tela es un factor de gran incidencia en lo que llamamos elegancia, pero existen algunas más sofisticadas que otras. Hay textiles que son ideales a la hora de crear piezas finales y con el mayor de los glamures.

Los detalles

Los pequeños detalles marcan la diferencia y así también son decisivos si se trata de otorgarle elegancia a un diseño. Aunque los vestidos de novia donde prima la sencillez son interesantes, suelen destacar entre los de mayor sofisticación, pues optan por la sobriedad, aunque los detalles cuando están bien puestos pueden ayudar mucho a nuestro look.

Los complementos

A un vestido elegante lo realza normalmente el complemento o complementos que suelen acompañarle. La clave es seleccionar unos buenos complementos y así lograr la mayor elegancia posible.

El corte

Otro aspecto de gran importancia es el corte, especialmente cuando se quiere encontrar un diseño de gran elegancia, donde los vestidos de novia estilo princesa son un gran ejemplo. Como es un modelo clásico, lo que hace es obtener la mezcla ideal para ser la estrella de ese día tan especial.

En el caso del corte recto hace posible una silueta realmente sencilla, pero a la vez proporciona gran distinción. No olvidemos nunca, que los diseños sensuales pueden ser también de gran elegancia.

Una vez dicho todo esto, esperamos que sepáis ahora algo más en el caso de que quieras buscar un vestido de novia o lucir mejor el que has adquirido. Desde aquí te deseamos la mejor de las fortunas en ese día tan especial y donde no quieres que nada salga mal.

Así que nada, lo dicho, a elegir bien y…  ¡a disfrutar de la gran jornada!

Deja una respuesta